Comience el primero a estudiar lo que los especialistas decir sobre el El Paralitico De Betesda

Por admin

el paralitico de betesda

Pero Jesús lo que deseaba entender es cuan listo esta a efectuar y a obedecer para ser sano. Hay gente que quiere ser millonario pero no está presto a trabajar. Hay muchos que quieren engordar pero no quieren comer.

el paralitico de betesda

Leer mas sobre compra venta automoviles aqui.

El Paralitico De Betesda, Sermón Escrito

El hombre le respondió no tengo quien me misión en el estanque, el tenía delante de el al dador de su milagro, pero sus limitaciones le impedían ver que el objetivo de su padecimiento se encontraba parado enfrente de él. La resignación es la hija de la frustración, 38 años de frustración marcaron de forma negativa la vida de este nombre, de tal modo que le impedía ver la proximidad de su milagro. En el milagro de que Jesús realizo en el estanque Betesda hay una gran enseñanza para nuestras vidas hoy.

La misión terrenal de nuestro Señor fue predicha por los santos Profetas, así como Su nacimiento. Por generaciones, la raza humana ilustre, tanto del viejo como del nuevo planeta, procuró con anhelo el cumplimiento de las profecías anunciadas por hombres justos inspirados por el Dios Todopoderoso. Desde ese momento he planeado en la majestuosidad del orden del Profesor, en la inocencia de Su corazón y en el gozo inenarrable que Su acción le otorgó al enfermo. “Y hay en Jerusalén, cerca de la puerta de las ovejas, un estanque, llamado en hebreo Betesda, el cual tiene cinco pórticos.

Juan 5:1

restablecido paralítico se curvó para tomar su lecho, que era solamente una estera y también un cobertor” (Aguardado de Todas las gentes, p. 203). “Cada nervio, cada músculo, vibra con una única vida, y armoniosa acción viene a los integrantes paralizados. De un salto, se pone parado y se pone en camino con paso estable y desenvuelto, alabando a Dios, y regocijándose en el vigor que terminaba de receber” (Ministerio de curación, p. 84). Lázaro Se encontraba impotente enfrente de la desaparición, y el paralítico, por la desinformación sobre el carácter de Jesús.

el paralitico de betesda

Él por adelantado sabe lo que hará y sabe por qué Él lo deja. Sin embargo, muchas veces nuestro inconveniente es que no le suponemos a Dios o no creemos que Él es bastante capaz para solucionar nuestra situación, cualquiera que sea. La prueba de esto está en que las personas se reúnen a discutir sus inconvenientes y cotejar sus ocasiones.

el paralitico de betesda

Pero, ¿Cuántas veces te has sentado a analizar la enseñanza de esta historia? Esto no era una parábola, fue algo real ocurrido en Jerusalén. Jesús tenía poder para sanar a todos y cada uno de los que allí estaban. No lo logró ya que sabía que sanando a uno solo iba a ocasionar alborozo; sanando a todos, la si­tuación podía tomar ribetes incontrolables. Escogió al mucho más necesitado; aquel que se sabía totalmente imposibilitado, aquel que sabía que no tenía la mucho más mínima oportunidad.

  • Jesús precisaba comprender si este hombre verdaderamente quería salir de Betesda y alterar su condición de hoy, el Señor precisaba comprender si verdaderamente este hombre ahora estaba resignado a eso que le venía pasando en su crónica en los últimos 38 años.

Leer mas sobre mejormaquinaria.com aqui.

Jesús no tenía ningún problema para sanar a este paralítico. La pregunta que le hace en el versículo 6 es simple y es directa ¿Quieres ser sano? Frecuentemente nuestro inconveniente es que queremos arreglar en nuestras psiques los problemas, pero la fe nos señala que debemos confiar en Dios. Despreocúpate por de qué forma Dios va a arreglar tu situación; lo único que tienes que realizar es serle leal y confiar en Él.

Ciegos espirituales que ni siquiera ven las bendiciones que Dios les dió, y en lugar de búscarlo más cada día se marchan distanciando de él, y por su ceguera espiritual no ven el camino de perdición al que van accediendo. Después de estas cosas había una celebración de los judíos, y subió Jesús a Jerusalén. Y hay en Jerusalén, cerca de la puerta de las ovejas, un estanque, llamado en hebreo Betesda, el que tiene cinco pórticos. Psicólogo, enseñante, consultor familiar, conferencista y creador (Verdades Que Sanan, Retos Para Jóvenes y Jovenes). Trabajé con la niñez y la capacitación de profesores de pequeños.

Lea mas sobre desarrollosdesoftware aqui.

Su ángel de la compañía siempre y en todo momento había estado a su lado. No lo veía pero su pequeña fe le afirmaba que ahí se encontraba al lado de él. Múltiples dirían que pregunta tan irracionales, si el se encontraba en ese rincón y se encontraba enfermo.

Luego del acercamiento de Jesús con el hombre sanado, este fue y aviso a fariseos de que Jesús lo había sanado, en el día del reposo!. Y no solo eso, sino más bien agarro su “lecho”, su colchoneta, colchón, su pequeño hogar y salió del estanque. Dice la Palabra que en el mismo momento fue sanado y ciertamente tomo su lecho, y anduvo. Un milagro, un milagro del Hijo de Dios ocurrió en ese lugar de desesperanza y de angustia. Nuestro Señor Jesucristo ve al paralitico y le dice “Deseas ser sano?. Y al percibir la contestación de desesperanza, el Señor le afirma “Levántate, toma tu lecho y anda“.

el paralitico de betesda

Rate this post

Acerca del autor

admin

Leave a Comment